Redacción: Natalia Tripipatkul
Alberto Castellar

La era digital pos-Covid-19: un nuevo comienzo

¡Hola estimados Coconautas! ¿Cómo lleváis la semana? Nosotros estábamos en una reunión con los Plutonianos, acordando la realización de la aplicación y la web de un nuevo servicio de anillos y ‘hula -hoop’ planetarios a domicilio. Que estaban locamente celosos de los Saturninos por los suyos (guardadnos el secreto).

Hoy queremos transmitiros algunas nociones sobre lo que está por venir tras las dolorosas circunstancias que estamos viviendo por la crisis del malconocido ‘COVID-19’. Un factor que ha cambiado a marchas forzadas la sinergia y dirección de la economía y de los negocios. Encaminando a toda empresa hacia la vía digital esté o no tan prepara como pudiera pensar.

El peso de la digitalización

Aunque aún hoy faltan muchas variables por conocer y el alcance real por definir, lo evidente es que las restrictivas medidas impuestas y el aumento de las cifras de los comercios electrónicos, reflejan la necesidad de la tecnología, la logística y por ende la potenciación (comentada en publicaciones anteriores) de los ‘e-commerce’ como el verdadero salvoconducto hacia un futuro sostenible.

Aunque sabemos que estamos siendo insistiendo mucho y por tanto siendo más pesados que la gravedad de Júpiter, pero de llegar a estar bien preparados, incluso un posicionamiento y un crecimiento mayor al previsto: cuestión de pioneros y aventureros. Cuestión de equipo.

El Covid-19 ha acelerado enormemente la inercia hacia las tecnologías y canales hace tiempo presentes y en fase previa de crecimiento. Es un hecho visible en las cifras. Tan sólo hay que ver cómo han pervivido a la crisis las compañías preparadas o potenciadoras de esta vía (55% de aumento de inversión en digitalización) y el aumento del teletrabajo en España: de un 4% a un 34%.

Pilares de la digitalización

Además del consabido teletrabajo y la potenciación del comercio electrónico, (más metas que medios en sí mismos) debéis prestar atención a ciertos aspectos implícitos en la profesionalización y seguridad alrededor de este campo:

Potenciar tu página web. Tu web debe ser lo suficientemente poderosa para afrontar el nuevo tráfico y a ser posible ofrecer una tienda a la altura de tu fabuloso producto interdimensional.

Las aplicaciones. Una ‘app’ adaptada a todo dispositivo, con atractivos para el consumidor y con tu sello y nombre, será la tarjeta de presentación perfecta cuando estés a las puertas del edén planetario para elegidos. ¡Entrarás como VIP!

El ‘software’ de colaboración. Cómo por ejemplo las bases de datos y los documentos de texto para varias personas en tiempo real.

La inversión en ‘cloud computing’. Un servicio con espacio a nuestra medida y la seguridad adecuada es esencial o conseguir el éxito en el ciberespacio se tornará tan imposible como cazar gamusinos lunares un día de eclipse solar.

El poder de las redes sociales y la integración con nuevas herramientas. Si crees que le sacas partido a las RRSS como ‘Instagram’, ‘Twitter’ o ‘Facebook’, pensadlo dos veces: consúltadnos y veréis detalladamente como aún no habéis alcanzado ni a ver la cima de sus posibilidades. Además, estar actualizado al segundo con las novedades funcionales (como el ‘e-commerce’ recientemente integrado en ‘IGTV’ del que os hablábamos en un ‘post’ anterior) hará que lleguéis mucho más alto que los que no lo estén.

Tener un ojo puesto en la Inteligencia Artificial y la automatización de ciertos procesos. El valor de esta tecnología se está multiplicando durante el presente año. De ser posible invertir en vuestro proyecto, será un valor vital al alza.

Realidad virtual/aumentada/mixta. Será la forma más escandalosamente ‘cool’ de mostrar nuestro valor añadido y nuestro producto, mediante recreaciones o representaciones realistas a la inmensa jauría de clientes que aguardan en Internet. Funciona y mucho.

Ciberseguridad proactiva. A pesar de haberlo incluido en el apartado sobre computación en la nube, debemos recalcarlo de forma singular: debe acabarse eso de poner la fecha de cumpleaños como contraseña y utilizar la misma en todas nuestras cuentas. Puede suponer un error tal fulminante como las tormentas eléctricas del espacio profundo. ¡Ni con paraguas de titanio cuántico, oigan!

Conclusiones galácticas

No debéis esperar al final de la situación o a que vengan tiempos mejores azarísticamente. Muchas de las nuevas tendencias han llegado para quedarse, y por ende, sólo en la cresta de esta ola tecnológica y digital será posible posicionarse y conseguir que triunfe el proyecto e ilusión de vuestra carrera laboral.

Atreverse y confiar será la clave que hará que las empresas que sepan subirse al cohete se posicionen por delante de la competencia e incluso vuelvan más fuertes que al comienzo de la crisis sanitaria -por difícil que os pueda parecer-. ¡Son tiempos para conquistar la Red!

Hasta aquí nuestro consejo de la semana Coconautas. Debemos marcharnos porque nos ha entrado una petición del Alto Consejo Neptuniano para instalarles unos cucos anillos a su planeta, suponemos tras enterarse de que en Plutón estaban a ello. ¿Será por su amor por la canción de Beyoncé? ¡Con el calor helado que hace allí en esta época!